Si tienes una web para tu negocio y no aplicas copywriting, estás perdiendo ventas

writing-notes-idea-conference

Parece mentira. Pero hoy en día, todavía hay negocios (normalmente pequeños) que no se han enterado: Internet y copywriting son un binomio fundamental para vender que nadie, repito, nadie debería desaprovechar.

Sea cual sea la edad que tengas, el lugar en el que vivas o la familia con la que convivas, seguro que todos tenéis algo en común: buscáis en Google antes de comprar (incluso si vives con extraterrestres, apuesto a que tienen su propio Google particular).

¿Esto que implica? Que da igual el tamaño de tu negocio o el sector al que te dediques. Si no tienes presencia online, estás perdiendo la oportunidad de llegar a cientos de clientes.

Incluso si no tienes un negocio, seguro que Internet te sirve para vender cosas de segunda mano por plataformas como Milanuncios o Wallapop.

Esto parece que ya, hoy en día, lo tiene claro todo el mundo. Solo tienes que abrir Google, poner ‘abogados en (ciudad en la que vivas)’, dentista en (ciudad en la que vivas)’ y la profesión que quieras, que muchos ya tienen su página web creada.

Entonces, ¿cuál es el problema? Que la mayoría no saben sacarle partido.

Miles de negocios crean una página web porque se supone que hay que tenerla, pero no saben vender con ellas. Son meros escaparates (algunos con diseños bonitos, otros con un aspecto espantoso) donde solo se limitan a listar sus servicios.

Esto provoca que, si buscas un profesional, digamos, por ejemplo, un psicólogo. Todos parecen iguales en internet. Todos tienen una web donde solo se habla de la empresa o el profesional desde un vocabulario frío, impersonal y con un ego que sale de la pantalla.

Seguro que alguna vez has leído frases como:

“Ofrecemos la mejor calidad”. Ya, claro, no vais a decir que la calidad de tu servicio es regulera pero que, aun así, quiero que me compres.

“Contamos con un equipo multidisciplinar con los mejores expertos”. Bien, no me vas a decir que tu plantilla consta de un becario y tu prima que acabó la carrera el año pasado.

Estos textos no inducen a nada. No venden. Son morralla.

Para vender, hay que dar un paso más. Para que un cliente entre en tu web, la compare con la de la competencia y te vea diferente a los demás, solo hay un método: llamar la atención a través del buen contenido y la forma en la que te comunicas con tus clientes.

Por eso no basta listar tus productos o servicios.

Hay que contarle al mundo qué ofreces, por qué deberían elegirte a ti antes que a la competencia, cuáles son los beneficios prácticos que van a obtener después de comprar tus productos y todo aquello que sea necesario para que, si no te compra, que no sea porque tu web sea una más del montón.

Si quieres hacerlo bien, necesitas copywriting

Vale, ya te ha quedado claro cuál es el principal error que cometen la mayoría de pequeños negocios cuando se abren una página web, pero, ¿cómo se soluciona? y, lo más imporante: ¿qué es el copywriting?

No hace falta tener unas grandes infraestructuras. No hace falta gastar una fortuna en publicidad. Hay una herramienta que está alcance de todos: la forma en la que te comunicas con tu público.

¿Y como cuidas las formas? Con el copywriting, que consiste en escribir de forma persuasiva con el fin de estimular a los clientes a comprar tu producto o servicio.

Pero no te confundas, no se trata de vender de forma agresiva, asaltando al posible cliente con propuestas que nunca te han pedido o con mentiras para incitarlo.

El copywriting se centra en las personas. Activa el deseo del cliente para que sea él quien decida comprarte.

Elimina los textos superficiales y egocéntricos para centrarse en las necesidades de las personas.

Olvida titulares como “somos la asesoría con mejores profesionales” para cambiarlos por “con nuestra asesoría ahorras dinero, ahorras tiempo y te centras en tu negocio”.

Esto se logra respondiendo a 3 preguntas:

  • Quién es tu cliente ideal (tu buyer persona).
  • Qué problema puedes resolver o satisfacer con tu producto o servicio.
  • Cómo vas a solucionarlo.

¿Dónde se puede aplicar el copywriting?

El copywriting no se limita a una página web. Internet nos da la posibilidad de hacer uso de múltiples vías para conectar con nuestros clientes y, por suerte, en (casi) todas ellas hay cabida para el copy.

  • La web.

El método más habitual. Los textos de tu web son vitales para convertir a tus visitantes en nuevos clientes o suscriptores a tu lista. Todas y cada una de las páginas deben trabajar por ti los 365 días del año para buscar clientes. Son tu mejor comercial.

  • Las campañas de email.

Uno de los métodos que mejores resultados da. El copy hace que tus correos capten la atención de tus suscriptores y sean una máquina de ventas.

  • Los anuncios de Facebook o Instagram

Se utiliza para captar la atención del público y aumentar los clicks, de forma de que la campaña sea más rentable.

  • En los videos de venta

El copy no funciona unícamente en formato texto. Todo lo que digas en un video cuyo fin sea la venta tiene mejores resultados si el guión sigue las técnicas del copywriting.

  • En los webinars

Uno de los formatos más importantes para todos aquellos que se adentren en el mundo de los lanzamientos online. Un webinar no puede ser organizado sin copywriting. Toda la sesión debe ir enfocada a ofrecer una experiencia beneficiosa que termine con la venta a los clientes.

Esto son, a mi modo de ver, los principales espacios donde el copywriting tiene un efecto inmediato. Pero se puede aplicar en otros ámbitos que, quizás, analicemos en otra ocasión.

Ahora ya sabes qué es el copywriting, por qué es tan importante y qué errores debes evitar para no tirar el dinero con tu presencia online.

Eso sí, aún queda mucho por aprender.

Convierte tus productos o servicios en algo irresistible para tus clientes

Descarga mi gratuita sobre cómo escribir una página de ventas efectiva. Sin fórmulas mágicas, con elementos imprescindibles y errores que no puedes cometer si quieres vender (bien) online.

¿Quieres empezar a aplicar copywriting en tu negocio?

Si ya has comprendido la importancia del copy y quieres comenzar a ponerlo en práctica, te recomiendo que esperes a futuros post, empieces a formarte y ponerlo en práctica.

Y si prefieres contar con la ayuda de un profesional, solo tienes que visitar mi web y ponerte en contacto conmigo.

Comparte esta entrada

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email

Te regalo esta GUÍA

Deja tu nombre y tu mail, ¡y en un par de minutos estarás aprendiendo sobre ventas!

Responsable: Pablo Orrequia.
Finalidad: enviarte esta guía gratuita y algún que otro email con consejos que van a serte útiles para vender online.

Destinatarios: Los datos los guardo en Mailchimp, mi proveedor de email marketing. Todos tus datos están más que protegidos, ya queMailchimp se acoge al acuerdo de seguridad EU-US privacy.
Derechos: los datos son tuyos y tú mandas. Tienes derecho a: acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos en cualquier momento avisándome en copy@pablo-orrequia.com